Culture

Diferencias culturales pueden paralizar a los líderes efectivos

Convertirse en un líder efectivo es difícil, sin tener que agregarle matices. Sin embargo, cuando encontramos una cultura nueva, es posible que las mismas características que nos hacían efectivos en el pasado ahora se vuelven discapacidades.

La mayoría de nosotros sabe que la cultura importa. Pero ¿cómo afectan las diferencias culturales en la comunicación cotidiana? Aquí les platico el ejemplo de un momento “ajá!” que tuvo un cliente recientemente. Para un alto ejecutivo mexicano con MBA cursado en Estados Unidos y múltiples experiencias con integrantes y equipos multinacionales, no eran ajenos los retos culturales.

Como nuevo gerente en México para una compañía basada en Estados Unidos, estaba recibiendo comentarios de sus supervisores acerca de su “pasividad” o “debilidad” como líder, reflejado particularmente en su participación en juntas. Sus resultados cumplían expectativas, pero estos comentarios llegaban como balde de agua fría después de una carrera larga y fructífera como ejecutivo de alto nivel.

Revisando cuidadosamente el tipo de participación que usaba en reuniones con su equipo, apareció el problema. Había adaptado un estilo muy efectivo para la cultura mexicana, pero que corría en contra de las expectativas de esta nueva compañía. En México, él sabía que si ofrecía su opinión antes que los demás integrantes de su equipo, probablemente nadie ofrecería puntos de vista contrarios por respeto a él. Como resultado, aprendió a pedir la opinión de todos antes de ofrecer la propia.

En su nueva compañía a los líderes se les pide “dirigir la conversación”, hacer las preguntas retadoras y ser los primeros en participar. Sin embargo en esta cultura existe también el entendido de que todos pueden participar con opinión propia y que inclusive los puntos de vista contrarios no se toman como una falta de respeto al líder.

Entendió entonces que los comentarios no se trataba de un tema propiamente personal, sino un choque entre culturas. Ahora este ejecutivo se enfrentaba a dos retos: primero, adaptar su propio estilo de manejo de reuniones y segundo (y aún más retador), preparar a su equipo mexicano para este enorme cambio cultural y encontrar un punto medio apropiado para las dos culturas. Su momento “ajá” permitió abrir diálogos y espacios necesarios para su propio éxito y el de su equipo.

Déjanos un comentario y comparte con nosotros tus momentos “ajá!”.

 

https://conversari.com/es/archives/staff/kenneth-andersen-2

Consultant

Creemos que las organizaciones pueden construir sus futuros ahora enfocándose en la experiencia del cliente, las relaciones a todos los niveles y creando culturas de inovación. Trabajamos en conjunto con las organizaciones e individuos ayudándoles a definir, alinear y accionar su estrategia, el modelo de liderazgo y las formas de comunicación.

Diseñamos programas a la medida de consultoría facilitada y capacitación que crean culturas congruentes y equipos de alto impacto. Demostramos retorno sobre la inversión en productividad, imagen y fectividad.

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!
Don't miss out! / ¡No te lo pierdas!Latest articles in your inbox / Los últimos artículos en tu email